Comparte

Diputado del PP pide la inmediata legalización del Cannabis Medicinal

  • 1.420
    Visitas
Sensiseeds.com
por

Sensiseeds.com

390 artículos
The Sensi Seed Bank offers the best cannabis seeds available! Choose from a wide selection of superior cannabis strains from the Sensi Seed Bank and the White Label Seed Company.
Diputado del PP pide la inmediata legalización del Cannabis Medicinal
©sensiseeds.com

 

El portavoz del Partido Popular en el parlamento cántabro,Eduardo Van den Eynde, que padece cáncer, escribía el mes pasado una carta – que ha tenido bastante repercusión mediática y en redes sociales tras su publicación en su cuenta de Facebook – en la que pedía la legalización del cannabis medicinal. El político español, que usa el cannabis medicinal para ayudarle a paliar los efectos de la quimioterapia,ha recibido las muestras de apoyo de compañeros de su propio partido y de otros grupos políticos, además de un gran respaldo en las redes sociales.

Repercusión Inesperada y Bienvenida

Eduardo Van den Eynde no se esperaba para nada la repercusión que ha tenido su rotunda y emotiva carta, pero se alegra de que haya ocurrido. Espera que sirva para reabrir el debate del cannabis y su legalización, y regulación, en la sociedad en general, y en concreto en el parlamento español.

La carta que publicó en su Facebook titulada “Cannabis Terapéutico Ya“, publicada íntegramente por El Diario Vasco, sólo pretendía ser una reflexión personal que quería compartir con (los que él creía que eran) unos pocos lectores y seguidores de su cuenta. Pero afortunadamente no ha sido así.

La carta de Eduardo Van den Eynde ha recibido el apoyo de muchos a través de las redes, y ha suscitado el interés de medios de comunicación que le han entrevistado o publicado artículos, tanto a nivel nacional como dentro del sector del cannabis, sobre su llamamiento – a título individual – a favor de la legalización del cannabis medicinal.

Y no es de extrañar porque no son muy numerosos los políticos que se atreven a salir del armario del cannabis, y a compartir su experiencia como usuarios de cannabis del tipo que sea, medicinales o recreativos alrededor del mundo y mucho menos en España.

Y resulta más valiente todavía, cuando el político en cuestión pertenece al Partido Popular, el partido en el gobierno de España, que no tiene una postura especialmente tolerante hacia el cannabis. Pero según Van den Eynde, ser consumidor de cannabis y pertenecer a un partido político de un color u otro son cosas diferentes.

Político, Paciente de Cannabis Medicinal y Consumidor Recreativo

A este historiador y político español de 57 años – que actualmente desempeña la función de portavoz del Partido Popular en el Parlamento de Cantabria, entre otros cargos – le diagnosticaron cáncer de pulmón hace cinco años. Desde entonces lucha para vencer a esta enfermedad, de la que acaba de sufrir una tercera recaída que espera superar. Para ello, se está sometiendo a su 9º ciclo de quimioterapia en el Hospital de Valdecilla, en Santander.

Desafortunadamente, este diputado del Partido Popular cuenta con una cierta experiencia con la enfermedad y los duros e ineludibles tratamientos que acarrea. Por eso, cree que tiene una opinión autorizada cuando afirma que el cannabis ayuda enormemente con los efectos adversos de dichos tratamientos, es decir, con las náuseas, el cansancio, y sobre todo con el estado de ánimo – tan fundamental en estas circunstancias para cualquier enfermo.

En su caso concreto, el cannabis le ayuda fundamentalmente en dos aspectos: con los efectos físicos de la quimioterapia, lo que él denomina cansancio “químico”, es decir, porque el cuerpo se siente intoxicado; y con los efectos psicológicos del bajón anímico, ayudándole a mejorar su estado a nivel emocional.

Van den Eynde habla con conocimiento de causa, ya que, durante los primeros ciclos de quimio, no había utilizado cannabis medicinal porque él mismo pensaba que no le iba a ayudar. Una vez que empezó a utilizarlo como terapia paliativa de la quimio, su experiencia personal le hizo ser consciente de la gran diferencia.

Además de ser padre de un hijo que ya tiene 26 años, al que ha educado e informado sobre la planta, y de ser un gran aficionado a la música desde muy joven – toca el bajo y la guitarra eléctrico en dos grupos de rock – Van den Eynde se reconoce como consumidor habitual de cannabis recreativo desde los 20 tantos. A lo largo de los años, ha adquirido de manera autodidacta, y a través de la experiencia, un conocimiento muy completo de la planta de cannabis.

En la carta, cuenta como a día de hoy ha limitado su consumo exclusivamente a su casa y a alguna ocasión esporádica. Se describe como un consumidor responsable de cannabis, a quién siempre le ha sentado bien y no le ha causado problemas. La planta le ayuda a dormir mejor y a calmar un carácter que tiende a la ansiedad.

Reflexiones sobre la Legalización del Cannabis – a Título Personal

“Una Prohibición Incomprensible y Acientífica”

Como Van den Eynde explica en su carta, aunque la prohibición del cannabis para uso terapéutico empieza a revertirse – aunque demasiado despacio – y ya lo ha hecho en algunos lugares, como por ejemplo en la mitad de los estados de EEUU, Canadá, Chile, Francia, y otros países de Europa, sigue vigente en muchos otros en el mundo, incluida España.

Los “necios” que se siguen oponiendo a la legalización – incluida la del cannabis recreativo – desconocen tanto la historia como los efectos de esta planta, según Van den Eynde. Por eso, los argumentos de los opositores al cannabis no se basan en datos científicos reales, sino en “pseudoestudios científicos” basados en un mal uso y no en un uso responsable y moderado.

Este diputado del PP cree que “la opinión pública está distorsionada” debido a que ha sido “bombardeada en los tiempos recientes por opiniones negativas”, convirtiendo el cannabis en un problema para la sociedad por ser una sustancia maligna; el cannabis lleva siglos de historia acompañando a la humanidad, mientras que la prohibición es algo relativamente reciente.

Esta propaganda ha sido la culpable de que unos prejuicios irracionales, que a día de hoy causan sufrimiento a tantos pacientes en el mundo.

Para Van den Eynde, la prohibición es “incomprensible, absurda e intolerable” porque se tiene constancia de los efectos beneficiosos y paliativos del cannabis frente a otros tratamientos para muchísimas enfermedades y, aun así, se condena a los pacientes a no tener acceso a una medicina que les ayuda tanto o se les obliga a tener que recurrir al mercado negro, con todo lo que eso supone.

La Solución No Es Prohibir, Sino Educar e Informar

Van den Eynde afirma que el cannabis – en cualquiera de sus formas: marihuana, cannabis, hachís, aceite, etc. – “no es peor, ni mucho menos, que el alcohol o las decenas de sustancias que consumimos legalmente con receta o sin receta médica“, como los benzodiacepinas, analgésicos, los opiáceos, o el paracetamol, tan tóxico para el hígado. Sin embargo, “estas sustancias no se prohíben porque sus beneficios superan sus posibles efectos adversos“.

En su opinión, siempre hay riesgo de que algunos caigan en el abuso o en la adicción a diferentes sustancias, pero ya se ha demostrado que la solución no es prohibir. Lo mejor es consumir cualquiera de las sustancias antes mencionadas de forma moderada, y así lo hacen millones de personas en el mundo. Cree que “el problema nunca ha estado en el uso, sino en el abuso, y ese es un problema que no se ataja con prohibiciones, sino con conocimiento, información y educación“.

“El Cannabis No Es una Droga de Entrada”

Van den Eynde tiene claro que el mito de que se empieza con un porro y se termina enganchado a la heroína es totalmente falso; no hay causalidad entre ambas cosas, no existe ese peligro. Para él, “es un salto demasiado largo que sólo algunos desesperados dan“.

Diferencia claramente los efectos del cannabis con los de otras sustancias – que realmente pueden arruinarte la vida – como el LSD, el speed o la heroína, que ha conocido de cerca en algunos casos a lo largo de sus años de juventud, de su vida y de su experiencia como músico.

“La Prohibición No Impide el Consumo de Cannabis”

Van den Eynde afirma que, en vez de impedir su consumo, la prohibición hace que resulte relativamente fácil acceder al cannabis de forma rápida, en el mercado negro, claro. Sin embargo, y por desgracia, “no se encuentra fiscalizado por el Estado, ni controlado por las autoridades sanitarias, condenando así a los usuarios a un consumo sin garantías de calidad ni control de acceso“. Al mismo tiempo, las arcas públicas dejan de ingresar los cuantiosos beneficios fiscales en favor de las mafias, y en base a prejuicios que no se basan en las evidencias científicas.

Es la ilegalidad del cannabis y la falta de regulación la que expone a gran parte de los pacientes de cannabis medicinal a un consumo sin garantías. En su caso, y como cuenta Van den Eynde en una entrevista radiofónica en la Cadena Ser, le resulta fácil conseguir cannabis, ya que tiene la suerte de tener “buenos amigos que cultivan y le suministran cannabis de sus pequeñas plantaciones de autocultivo”.

No obstante, denuncia que no es así en el caso de muchos otros pacientes, por lo que “reclama una regulación para que se dispense en los mismos hospitales” donde puedan recibir la información necesaria sobre el método de administración más adecuado (vaporización, ingerido, aceite…), la dosis más conveniente, etc.

El Cannabis No Es de Derechas Ni de Izquierdas

No podemos olvidar que Eduardo Van den Eynde es miembro del Partido Popular, la agrupación política que ocupa el gobierno de España – que en esta legislatura se encuentra enminoría parlamentaria. El gobierno del PP no se ha caracterizado precisamente por mantener una postura muy tolerante hacia el cannabis – entre otras cosas, promoviendo la criminalización de los Clubes Sociales de Cannabis – y hasta ahora se ha opuesto a hacer cualquier cambio legal al respecto en España.

Pero los tiempos están cambiando. La percepción social del cannabis en España ha evolucionado, e incluso dentro del propio Partido Popular hay algunos sectores minoritarios que quieren dar el paso y cambiar el discurso en torno al cannabis.

Cuando se le preguntaba por cómo es pertenecer a un partido que no apoya la legalización del cannabis – en la misma entrevista de radio – Van den Eynde contestaba que ser de derechas o izquierdas y ser consumidor, o partidario, de un principio activo terapéutico son dos cosas diferentes.

El político reconoce que es difícil romper los tabús y cambiar una opinión mediatizada por los prejuicios. Pero quiere aprovechar su situación personal – y la repercusión y el apoyo que ha recibido tras la publicación de su carta – para denunciar todo esto, y abrir el debate tanto dentro de su propio partido, como a nivel parlamentario.

Aunque no se han producido declaraciones oficiales con respecto a la carta desde el partido, Van den Eynde ha recibido muchas muestras de apoyo de miembros sorprendentes de su propio partido – y de otras formaciones políticas – tanto a nivel local como nacional. Muchas de estas personas conocen a pacientes que han usado o están usando el cannabis terapéutico para ayudarles en el tratamiento de enfermedades tan variadas como el cáncer, la esclerosis múltiple, y un largo etcétera.

Hora de Dar un Paso al Frente para Reivindicar el Cannabis

No es la primera vez que este político – que presenta un perfil tan atípico como interesante – expresa sus reflexiones sobre temas tan polémicos como las sustancias o la prostitución, en las redes o en su blog. Sin duda, las opiniones de Van den Eynde sobre estas materias suelen alejarse bastante de la línea más tradicional.

Ya en 2009, cuando era coordinador de Comunicación del Partido Popular en Cantabria, expresaba en una entrada de su blog que el “gran problema de las sustancias no está en el consumo, sino en su prohibición“.

En otra publicación, argumentaba: “Sólo cuando las sustancias sean legales y su producción, venta y distribución esté regulada, lo que hoy es un gigantesco problema internacional pasará a convertirse en un mero problema de salud pública, un problema similar al tabaquismo, al alcoholismo, o al consumo de ansiolíticos“.

Estamos en 2017. Los años pasan, los argumentos se repiten, los tiempos cambian, pero parece que el gobierno del Partido Popular apenas avanza en materia de cannabis. Esperemos que la petición de legalización inmediata del cannabis terapéutico realizada por un miembro de su partido les haga ponerse en marcha y dar luz verde a la regulación del cannabis. Porque el ¡Ya! del título de carta significa que la legalización, tanto recreativo como medicinal, no pueden esperar más. Los pacientes no tienen por qué esperar más.

Van den Eynde cree que la sociedad española, y también el PP, han madurado lo bastante para afrontar el debate de la legalización. En su opinión, la prohibición del cannabis, medicinal y recreativo, es un problema que acarrea más problemas (mafias, ausencia de controles sanitarios, etc.), y “mirar para otro lado no ayuda nunca“.

En palabras del diputado popular: “¿No es suficientemente jodida la vida como para llenarla de estúpidos prejuicios y generar con ellos problemas enormes y sufrimiento innecesario? A lo mejor es el momento de dar un paso al frente en esta reivindicación … Sería una obligación moral acabar con este absurdo.”

 

5965cb2c5c71fdb499713c6a8a11550d

Echa un vistazo a nuestra recomendación

Undergrow TV - Tu televisión online del mundo cannábico

Siempre hay algo interesante que leer

tenemos más de 8.777 artículos de 1.770 autores para mostrarte

Descubre lo que ellos pueden hacer por tus plantas